Palabras de nuestra Directora

Imagen foto_00000015

Consejo de Dirección, profesoras, administrativas, padres

Queridas alumnas,
Hoy les quiero dar la Bienvenida a un nuevo año escolar, un año marcado por el reencuentro personal.
Un reencuentro presencial con sus compañeras de curso, con amigas de colegio, ese reencuentro que enriquece nuestras relaciones de amistad y de compañerismo, que nos hace crecer para así poder tratar a los demás con cariño y comprensión.
También se reencontrarán con sus profesoras, que tendrá un impacto no solo en el aprendizaje efectivo, también en esa relación en la que la profesora es un apoyo insustituible dentro del Colegio.
No crean que ese reencuentro es enriquecedor solo para ustedes, queridas alumnas, también lo es para todas las profesoras que necesitamos de ustedes, que son nuestra primera motivación, la razón por la que nos esforzamos y perfeccionamos, y quienes con su sola mirada nos hacen detenernos en algún punto o seguir avanzando. El año pasado las extrañamos, y aun cuando retomaron en noviembre algunas semanas de clases (o días), fue una alegría poder volver a verlas.
El encuentro más importante que podrán tener en el Colegio será con ese Amigo con mayúscula, que nos escucha, que nos conforta, nos da fuerza, y nos devuelve la alegría. Jesús, que nos espera todos los días en la Misa, en la confesión. Retomar y afianzar Su amistad, nos llenará el corazón de paz y nos renovará el deseo de luchar para hacer el bien a los demás.
Como Colegio esta Pandemia también nos dio una lección:
- Aprender lo que es la educación a distancia, nos replanteo lo importante que es el desarrollo tecnológico y que el Colegio debe ir con los tiempos en esta materia.
- También nos hizo ver cuán necesario es seguir trabajando con fuerza en desarrollar un plan de virtudes, porque son las herramientas que nos ayudaron a sostener un proceso tan difícil como fue la Pandemia. Pienso por ejemplo en la virtud de la Fortaleza, que se trabaja todos los años, en la perseverancia, la alegría y el optimismo, y por qué no, la Fe y la esperanza.
Este año nuestro modelo de virtud será San José y de su mano recorreremos un plan que nos llevarán a imitarlo. Las animo a todas a sumarse y a tomarse muy en serio este plan de formación que les ofrecerá el Colegio.
Ya a nivel nacional o global, este Corona Virus, impacta a la educación en todas sus aristas, y nos deja una educación con capacidad de adaptación, y con un foco ya no en lo que se enseña, sino en quien enseña, en quién aprende y cómo se logra este proceso. Una educación más humanizada, que se centra en lo prioritario para dar espacio al conocimiento personal, y al desarrollo de habilidades.
Hoy nuestros Colegios reciben por primera vez a 50 familias (entre los dos Colegios) y queremos darle una cariñosa bienvenida a cada una de nuestra alumnas nuevas, que se sientan queridas y respetadas, que este Colegio sea un lugar donde conozcan a compañeras que espero que sean amigas para la vida.
A nuestras queridas alumnas de IV Medio, les deseamos un año inolvidable, sabemos que es un año lleno de desafíos personales, en el que se cumplen hitos importantes, y también sabemos que se pasa muy rápido, pásenlo bien, compartan, estudien, afiancen amistades y sepan siempre que sus compañeras de cursos inferiores las miran como ejemplo a seguir. Estoy segura que tendrán un gran año.
Las invito a todas, queridas alumnas a cuidarse dentro y fuera del Colegio, por ustedes y sus familias en primer lugar, pero también para poder dar continuidad a este retorno de manera presencial.
Para terminar, quiero agradecer a quienes hicieron posible esta vuelta al Colegio, en especial a la administración y a nuestras queridas auxiliares.
Y quiero agradecer también a todas las profesoras que han asumido este retorno con entusiasmo, poniendo todo de su parte, preparando sus clases de tal manera que se puedan dar de manera presencial y on line al mismo tiempo.
Estoy contenta y orgullosa de ustedes queridas alumnas albamarinas, de las profesoras, del equipo de administración y del Consejo de Dirección por que comenzamos un año que nos desafía a ser mejores, y estoy tranquila y segura que cada una dará lo mejor de sí guiadas por el espíritu del Colegio, ese que habla del alegre trabajar, y que NO nos falla, porque pone la mirada en Cristo que hará firme nuestro andar.

Les deseo a cada una un excelente 2021.

Carla Tomarelli Rubio

Directora Colegio Albamar